Cultura y ocio

Un año sin discotecas en Almería, sin fecha de vuelta

Los trabajadores de ocio nocturno tienen ganas de volver "a lo de antes", pero se adaptan a las nuevas circunstancias

“Hoy salimos de tranquis”, la frase que ha anticipado las mejores noches de nuestras vidas. Esas en las que quedábamos para tomar unas ‘tapillas’ y unas ‘cerves’ y la cosa se empezaba a animar.

¿Que era jueves? a aprovechar la noche universitaria y las ‘Cuatro Calles’ o el ‘Beerpong’ en Netrix. Si nos pillaba en viernes, las ‘Cuatro Calles’, ¡que seguían siendo buena opción! Y a echar el ratillo hasta que amaneciese en Premium, Nacional… Si la cosa encartaba, el sábado el centro de Almería continuaba sin fallar como los conciertos de la Chaman en San José o el 501 en Aguadulce. Pero si era en domingo… ¡Benditos domingos! Qué nos gustaba un tardeo en el 501 o en la Térmica.

Pero hace un año que el Dj ha puesto en ‘pause’ los temazos con los que lo dábamos todo en las pistas de baile en las que ya no se baila, y en las que las luces de colores que nos cegaban ya no lucen. ¿Qué nostalgia, eh?

Aunque para nostalgia la que sienten todos aquellos dedicados a este sector de ocio nocturno y uno de los más castigados por esta crisis sanitaria.

Cambia el ocio nocturno en Almería

Los empresarios de conocidas discotecas de Almería defienden que están completamente concienciados con la situación que tenemos y que todos lo estamos pasando mal. A muchos de ellos no les ha quedado otra que reinventarse y han tenido que cambiar sus licencias para poder mantenerse abiertos a la par con la hostelería.

Los locales que han podido seguir en pie, abriendo sus puertas con un horario y aforo muy reducido, han dado un servicio por plena supervivencia. Sus negocios no funcionan como lo hacían hace un año, pero los gastos siguen estando ahí, por lo que intentan aprovechar los momentos que pueden trabajar para poder pagar y sobrevivir.

Aunque el ocio nocturno en Almería ya no es lo que era, los almerienses han modificado su forma de salir, pues las discotecas, como tal, y las salas de fiesta están cerradas a cal y canto. Hemos adelantado la hora de las ‘tapillas’ y las ‘cerves’ para poder tomarnos una copa sentados en alguna terraza.

Javier Díaz, uno de los dueño de Nacional, cree que nos hemos acostumbrado a tomarnos la copa sentados porque no nos queda otra, pero que lo que queremos, es volver a lo de siempre. Desea que llegue el día en el que se pueda volver a bailar y confía en que será un momento especial ya que lo estamos esperando.

Volveremos a bailar

Desde La Clásica, Javier Limones destaca que confía en que la situación vaya mejorando y poco a poco puedan recuperar la normalidad para favorecer así a sus trabajadores y clientes, siempre respetando las medidas de seguridad.

Lo mismo opina Javier Díaz, que recalca que el momento es bastante agónico pero que tienen puesta la esperanza en la vacuna. El ocio nocturno tal y como lo conocíamos antes tiene ganas de ver la luz al final del túnel pronto, y Limones añade que “volveremos a bailar todos juntos“.

Mónica Aldehuela

Mónica Aldehuela es periodista. Madrileña amante de todos los rincones de Almería. Compagina la televisión con la redacción para la web de 'Almería is Different'. La adrenalina ante las cámaras dando información da sentido a su profesión.

Publicaciones relacionadas

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Botón volver arriba